740 organizaciones firman documento contra el TPP en Chile

Chile

04/10/2022

Más de 700 organizaciones firman documento contra el TPP en Chile

Organizaciones sociales, políticas, sindicales y ambientalistas de Chile, entre ellas la Agrupación Nacional de Empleados Fiscales (ANEF), miembro de CLATE, junto a más de 1200 figuras y personalidades enmarcadas en la Coordinadora “No al TPP”, impulsaron una declaración en contra del Tratado Integral y Progresista de Asociación Transpacífico (TPP-11) que se pretende aprobar en el Congreso.

La declaración dirigida al presidente Gabriel Boric y a los senadores del país, sostiene que el TPP-11 es un acuerdo de integración económica plurilateral, que «entrega soberanía nacional a las empresas transnacionales, estanca la economía, destruye la producción nacional, obstaculiza el desarrollo de Chile y limita las garantías estatales de los derechos sociales y de la naturaleza».

Beneficios nulos y costos desmesurados

La proclama denuncia el enorme costo que implica la firma del tratado frente a un beneficio prácticamente nulo ya que “las ventajas económicas del TPP-11 no alcanzan a ser ni el 1% del PIB”. 

Sin embargo, la aprobación de este tratado significa una pérdida de la soberanía nacional, pues limita la acción del Estado respecto de sus empresas públicas y de la producción o provisión mayoritaria de un bien o servicio, como, por ejemplo, podría ser si nacionaliza el cobre o si modifica el sistema de salud, o si decide como estado construir viviendas para la población, entre otros.

En continuidad, las organizaciones advierten que “si Chile nacionaliza un sector o genera un proceso de industrialización, o bien si quiere proveer un servicio social de calidad a la población podría estar incumpliendo el tratado” de modo que la economía quedaría estancada bajo el modelo neoliberal, impidiendo la generación de un nuevo modelo económico.

 

Tribunales de arbitraje internacional

Las normas del TTP-11 se hacen cumplir a través de tribunales de arbitraje internacional, y les da una jurisdicción por sobre los tribunales nacionales. 

En este marco si una empresa transnacional que ha invertido en el país puede demandar al Estado en el extranjero, si es que implementa una regulación pública que afecta sus expectativas de ganancias. 

Ello genera una garantía jurídica para las inversiones transnacionales a través de acuerdos que superan el marco legal y el poder de decisión de los países, lo que en definitiva estabiliza un gobierno transnacional que sobrepasa la soberanía de las naciones. 

Los árbitros internacionales, cuyo poder aumentaría con el TPP-11, han fallado contra los Estados por intentar regular empresas que contaminan el medio ambiente.

A su vez hay demandas contra Estados que han querido modificar sus sistemas de pensiones al sacar a los privados del negocio o a aquellos que han nacionalizado sus bienes naturales estratégicos. Este tipo de situaciones podrían suceder en Chile si se firma el TPP-11.

Vulneración de derechos y convenios internacionales

Privatiza la semilla originaria y campesina, vulnera derechos laborales, humanos y pasa por encima del convenio 169 de la OIT sobre los pueblos originarios, ya que no se ha realizado consulta indígena, transgrediendo ceremonias como por ejemplo el Trafkin o intercambio de semillas, considerándolos un intercambio comercial

Durante la negociación, no existieron medidas precautorias relacionadas a territorios de pueblos originarios, ni de elementos naturales protegidos como lo han hecho otros países que están en el tratado.

Inconstitucionalidad

La declaración denuncia que las materias de ley orgánica constitucional que son abordadas en este tratado deben definirse mediante un quórum de votación de 4/7 de miembros en ejercicio y no mediante un quórum de mayoría simple de los miembros presentes cómo se votó en la cámara de diputados, por tanto, el actual proceso de aprobación es espurio e inconstitucional.

Lee la declaración completa:  Carta 740 organizaciones al presidente y los senadores

 

1.048 Vistas