Trabajadores uruguayos contra el ajuste del Gobierno

Uruguay

08/07/2022

Paro y movilización contra el ajuste del gobierno uruguayo

El jueves 7 de julio, el Plenario Intersindical de Trabajadores (PIT-CNT) de Uruguay llevó adelante un paro general de 4 horas, que incluyó una movilización hacia el Congreso en rechazo a las políticas de ajuste puestas en marcha por el gobierno de Lacalle Pou. Nuevamente los trabajadores y trabajadoras uruguayos realizaron una paralización para reclamar una respuesta clara y certera a los problemas reales de la población tras la presentación de una nueva Rendición de Cuentas, instancia que evalúa el presupuesto nacional y permite distribuir los ingresos.

Por Carlos Lebrato, desde Montevideo

Con una inmensa movilización, que simbólicamente recorrió el camino que realiza el Proyecto de rendición de cuentas: Torre Ejecutiva, Ministerio de Economía, culminando en el Palacio Legislativo, de desarrollo la oratoria de los dirigentes sindicales encargados de plantear el sentir de los trabajadores y trabajadoras del Uruguay.

El cierre del acto estuvo a cargo del vicepresidente del PIT-CNT y secretario general de COFE, Joselo López, quien cuestionó duramente la orientación de la política económica del gobierno, que “a pesar del viento de cola del que se ha visto beneficiado el país con el aumento de las exportaciones y el precio de las materias primas, la brecha entre el sector más rico y la gran mayoría se ha profundizado y particularmente disparó contra la obsesión fiscal recaudadora del Poder Ejecutivo y su único interés colocado en las cuentas fiscales y no en las necesidades de la población”.

“Estamos en pleno desarrollo de un Gobierno de claro corte neoliberal, desde donde hace pocos días se anunció que la expectativa de crecimiento económico del país va a estar por encima de lo que habían previsto, pero que a la misma vez ingresa al Parlamento un proyecto de ley en donde el incremento del gasto en la actual Rendición de Cuentas, es inferior a lo que el Gobierno recaudó por el sobre cumplimiento de las metas fiscales que tenía pronosticado. Este país 3 millones y medio de habitantes, donde se producen alimentos para más de 10 millones de personas, pero sin embargo con todos estos números positivos, seguimos teniendo decenas de miles de compatriotas que todavía comen en ollas populares. Esto es inadmisible y por eso el movimiento popular hoy se encuentra en la calle”, señaló López.

“Ya entrando en una etapa neurálgica del periodo de Gobierno que estamos transitando, en estos días se está empezando a discutir la última Rendición de Cuentas que puede aumentar el gasto, y en este marco dos importantes ramas de actividad del sector público hemos avanzado en la firma de convenios de carácter salarial y otras están negociando. Pudimos quebrar el brazo del gobierno y llegar a una recuperación por encima de la inflación lo que nos deja bastante mejor posicionados y demuestra que, como siempre decimos la lucha paga. La lucha nos define y continúa y una clara demostración es lo que está pasando hoy acá y en las decenas de actos que en este momento se están haciendo en todo el interior del país, porque acá no se bajan las banderas, acá se sigue luchando, acá no se rinde nadie porque precisamos más presupuesto para la Educación, para la creación de cargos para poder atender en condiciones mucho más dignas a los niños, niñas y adolescentes que van a los centros de enseñanza pública. Porque precisamos más recursos para la salud, para que a nadie le falten los medicamentos, precisamos que les devuelvan la atención en el Banco de Seguros del Estado a los trabajadores y las trabajadoras de ASSE. Precisamos que el gobierno pague la capacitación a todos los trabajadores y las trabajadoras de salud públicos y privados, para que en definitiva los usuarios reciban una atención acorde a lo que por derecho les corresponde”, agregó.

En ese sentido, López dijo que “nos movilizamos también porque en la Administración Central se necesita ingreso de personal para cumplir con sus cometidos esenciales, de contralor, de fiscalización, de producción y para poder desarrollar políticas públicas de protección social; nos movilizamos por la regularización de contratos precarios y también decimos que plantearemos resistencia contra el proyecto de certificaciones médicas, que lejos de corregir eventuales abusos, castiga a los buenos trabajadores. Entendemos que es necesario desarrollar políticas destinadas a la primera infancia en el INAU y no descuidar la atención en centros de 24 horas para niños, niñas y adolescentes. Es realmente increíble que en el proyecto de Rendición de Cuentas no haya un artículo vinculado al INISA, cuando la institución atraviesa una profunda crisis de conducción política”.

Ante el cuestionamiento mediático por parte de legisladores y operadores políticos que pretende instalar la idea de la inconveniencia de paralizar las tareas, el dirigente de COFE respondió: “Tratan de construir un relato mediático y nos preguntan por qué hacemos un paro, por qué nos movilizamos, o nos dicen es un paro por las dudas o es gimnasia sindical, y la respuesta es que no se trata de ninguna gimnasia sindical: Fuimos somos y seremos la organización social más importante del país y nos movilizamos por las grandes mayorías de nuestro pueblo”.

Unión Ferroviaria presente

La Unión Ferroviaria (UF), también integrante de CLATE, adhirió a la jornada de paro y movilización a nivel nacional y se sumó a los diferentes actos que se llevaron a cabo tanto en Montevideo como en el interior del país. El titular de esta organización, Washington Sánchez, aclaró que «si bien es cierto que en el sector público hay algunas ramas que lograron acuerdos salariales, las empresas públicas todavía no han podido llegar a un acuerdo con el gobierno para recuperar la pérdida salarial acumulada«.

El dirigente también destacó que la última Rendición de Cuentas presentada por el gobierno afecta al ferrocarril público, ya que plantea una reestructura que «parte al medio» la Administración Ferrocarriles del Estado -130 funcionarios pasarían a la órbita del Ministerio de Transporte-, pero «no propone un presupuesto para reforzar las tareas que se van a desarrollar».

La Unión Ferroviaria también se movilizó en rechazo a los avances privatizadores del gobierno, como el Proyecto Neptuno, la Ley de Medios y la privatización del correo uruguayo, entre otras consignas.

213 Vistas