CLATE denuncia persecución a dirigentes sindicales durante el Gobierno macrista

Argentina

12/01/2022

CLATE denuncia persecución a dirigentes sindicales durante el Gobierno macrista

La CLATE, así como distintas organizaciones sindicales y sociales de Argentina y de toda la Región, acompaña a la Asociación Trabajadores del Estado (ATE) en su denuncia contra un sector del poder judicial y del poder político durante el gobierno de María Eugenia Vidal y Mauricio Macri, que tuvo como objetivo desprestigiar y atacar a organizaciones y sindicalistas.

Imagen de la reunión entre funcionarios macristas y empresarios donde se organizaba la persecución a dirigentes sindicales.

La causa, conocida en la Argentina como “La Gestapo macrista”, investiga a integrantes del poder judicial, funcionarios del gobierno de la provincia de Buenos Aires y a nivel nacional, de intendentes, integrantes de los servicios de inteligencia y también su relación con el poder mediático durante el Gobierno del ex presidente Mauricio Macri, organizados para armar causas y perseguir a distintos dirigentes sindicales que defienden los intereses de sus compañeros.

Todo salió a la luz cuando las nuevas autoridades de la Agencia Federal de Inteligencia (AFI) presentaron ante la Justicia y difundieron un material fílmico de una reunión, grabada de manera ilegal, en la que 15 representantes del poder político y empresarios programaban el armado de causas judiciales y persecución contra sindicatos y dirigentes. Allí, el ministro de Trabajo bonaerense, Marcelo Villegas, expresó: «Si yo pudiera tener una Gestapo, una fuerza de embestida para terminar con todos los gremios, lo haría».

Un ejemplo de esta persecución armada desde el más alto poder político en la Argentina es el de trabajadores y dirigentes de la ATE en el Astillero Río Santiago, quienes fueron acusados de coacción y daños justamente por las autoridades involucradas en esta grave denuncia. En ese sentido, el asesor legal de ATE provincia de Buenos Aires, Marcelo Ponce Núñez, precisó que a partir de la aparición de videos y documentos que se han reunido se “demuestra que las causas fueron armadas, lo que significa que tenían intencionalidad política y no intencionalidad jurídica”.

Francisco Banegas, secretario general de ATE Ensenada, trabajador del Astillero Río Santiago.

Por su parte, Francisco Banegas, secretario general de ATE Ensenada, advirtió que “para el Gobierno de Vidal nuestros derechos eran privilegios, pero a ese atropello se nos sumó una causa. Nos persiguieron, pero no iban contra un dirigente, sino contra los sindicatos que es la herramienta de lucha que tenemos los trabajadores”.

El dirigente reconoció también que el objetivo era finalmente la privatización del Astillero Río Santiago. «No teníamos miedo, más que nada indignación e impotencia. Pero miedo para paralizarnos no, porque sino no hubiéramos podido seguir adelante», cuenta Banegas, que trabaja allí hace 47 años.

«Sabíamos que iban a venir para privatizarnos, los gobiernos de derecha no juegan a favor de la clase trabajadora», reflexiona y cuenta que, a la par de los funcionarios, desde el sindicato también armaron un plan que consistía en responder de manera inteligente a las provocaciones. «No fue fácil porque hay muchos compañeros que querían ir al frente cuando escuchaban por la tele que decían que cobrábamos sueldos que nunca vimos, que no construíamos un barco desde hace más de treinta años y ellos trabajaban todos los días y sabían que no era así. Si los dejábamos accionar esto era una masacre», agrega.

El titular de ATE Ensenada manifestó que «después del golpe de Estado del ’76, donde Astilleros tuvo 46 desaparecidos, esta fue la peor persecución del gobierno de Macri hacia los trabajadores del Astillero Río Santiago». Y añadió: «Tenían una sala de espionaje para filmar todas las asambleas y lógicamente editaron lo que a ellos les convenían para poder desprestigiar a los trabajadores».

CLATE solidaria

“La Confederación Latinoamericana y del Caribe de Trabajadores Estatales siempre ha sido solidaria con todos quienes luchan en defensa de sus derechos y construyen y proponen cada día un nuevo Estado democrático y popular que este al servicio de nuestros pueblos. Por eso es que acompaña a los dirigentes y trabajadores y trabajadoras de la ATE de Ensenada y del Astillero Río Santiago en este nuevo intento de desprestigiar a las organizaciones sindicales y avanzar con políticas neoliberales y privatizadoras”, explicó Julio Fuentes, presidente de la CLATE.

En ese sentido, el dirigente informó también que la organización, que nuclea a servidores y servidoras públicas en 18 países de la Región, acompañará el reclamo iniciado por sus pares de la ATE como querellantes en la causa e iniciará una campaña de difusión en todo el continente contra la criminalización de la protesta y la persecución a quienes luchan por sus derechos.

580 Vistas